Mi gato no come.

Mi gato no come.

Mi gato no come.

Mi gato no come. Este es un síntoma muy inespecífico de que hay algún problema pero es en sí el causante de otros procesos muy graves.

Mi gato no come. La disminución del apetito (hiporexia)  o la falta completa del mismo (anorexia) es uno de los síntomas más habituales pero, a su vez, inespecíficos que se presentan en el gato cuando tiene alguna enfermedad.

Las causas de la disminución o ausencia de apetito en los gatos son muy variadas y podemos citar entre ellas la presencia de un cuadro febril, dolor en la boca o en cualquier otra región corporal, procesos infecciosos, trastornos del aparato digestivo, etc.

En general, cualquier afección que se presente en el gato puede cursar con esa disminución o falta de apetito. Cuando el dueño del gato aprecia que su gato come menos o ha dejado de hacerlo es cuando nos consulta sobre ello y lo citamos para que venga a la clínica con su gato.

Puede ser que el dueño haya notado que su gato come menos desde hace uno o dos días y en ocasiones ese es el tiempo que lleva el gato, por ejemplo, con un cuadro febril. Los gatos son animales que cuando no se encuentran bien intentan ocultarlo para evitar ser presa fácil de posibles depredadores. Llega un momento en el que la enfermedad que tengan está muy avanzada y su organismo dice basta y es cuando el dueño del gato aprecia los síntomas, aunque su gato lleve enfermo mucho tiempo y la enfermedad que padece sea muy seria ( virosis del tipo de leucemia, inmunodeficiencia o peritonitis), cuadros renales, procesos hepatobiliares, procesos neoplásicos, etc.

En otras ocasiones la causa puede ser tan simple como el hecho de que el gato tenga taponada la nariz y ello le impide apreciar el sabor del alimento. Otras veces es porque se le cambia el comedero o su localización y el gato rechaza comer en el nuevo comedero o en la nueva posición en la que se ha situado el mismo. Aunque puedan parecer cosas insignificantes, los gatos son animales muy sensibles y cualquier alteración o cambio en su hábitat puede originar trastornos serios, tanto de salud como de comportamiento.

En el gato se suma además otro problema a la enfermedad que causa la falta de apetito y es que, por su particular metabolismo, cuando el gato deja de comer unos días se empieza a desarrollar un grave trastorno a nivel del hígado y que se conoce por lipidosis hepática. Una vez que se instaura este proceso es bastante complicado de tratar pues suele requerir la hospitalización del gato, medicarlo y alimentarlo de manera forzada para detener el avance del proceso, lo que requiere normalmente la alimentación mediante sonda.

Así que con los gatos tenemos dos problemas tanto que tratar como a evitar. Por un lado debemos diagnosticar el proceso que está originando la falta de apetito y, por otro, debemos evitar que se produzca ese grave proceso que es la lipidosis hepática. Es por esto por lo que no debemos dejar pasar tiempo para ver si nuestro gato se recupera por sí solo y empieza a comer sino que debemos contactar con nuestro veterinario para que lo examine, diagnostique su problema e instaure cuanto antes el tratamiento pertinente.

Para que el gato empiece a comer debemos ofrecerle alimentos muy sabrosos, mejor si sabemos de cuáles se tratan, a temperatura ambiente para que tengan todo su sabor y aroma ya que esto atrae más al gato. En ocasiones hay que ayudar mediante el uso de medicamentos estimulantes del apetito, los cuales siempre deben usarse bajo prescripción del veterinario, ya que cada medicamento tiene una utilidad pero, nunca lo olvidemos, también tienen efectos secundarios que pueden ser graves. Por último, si nuestro gato no quiere o no puede ingerir alimento, debemos recurrir a su hospitalización para instaurar una alimentación forzada mediante el uso de las diferentes técnicas que hay para ello.

Aprovechamos para recordaros que en la Clínica Veterinaria OLIVARES (Granada) ponemos a vuestra disposición nuestro Servicio de Urgencias 24 horas, así como el teléfono de consulta que aparece en nuestra página (tuveterinario.info), también operativo las 24 horas para que podáis solucionar todas las dudas que os surjan sobre este o cualquier otro tema relacionado con la salud y cuidados de vuestros animales.

Manuel Olivares Martín, veterinario de la Clínica Veterinaria OLIVARES (Granada) y de tuveterinario.info

 

Comments

  • Yamile loaiza

    abril 16, 2017

    Me encontré un gato ya es adulto tiene diarrea esta desnutrido q hago

  • Sandra Ruiz

    octubre 28, 2017

    Primero mi gato tenía una pata muy inchada después una parte de su carita se le quito la inchazon,a raíz de eso empezó como triste comía muy poco y tiene 2 días q no quiere comer y duerme mucho aveces con su cabeza boca abajo no sé que le está pasando .

Post a Comment

Consecte libero id faucibus nisl tincidu. Magna etiam tempor orci lobor faculs lorem ipsum.

Instagram feed