La esterilización en perros y gatos. Castración en los machos.

Vamos a referirnos en este artículo sólo a la castración de perros y gatos, dejando el caso de las hembras para otro artículo.

La castración (orquiectomía) es una operación que se realiza en los perros y gatos por diversos motivos: evitar comportamientos sexuales y montas no deseadas; modificación de ciertos comportamientos de eliminación indeseados (marcaje); tratamiento de hiperplasia prostática benigna; neoplasias testiculares; hernia perineal; traumatismos; etc.

En los testículos se produce la testosterona, hormona responsable del comportamiento sexual masculino. Cuando el perro o el gato macho alcanzan la madurez sexual, van a iniciar comportamientos como son el marcaje territorial, escaparse de casa cuando advierten la presencia de alguna hembra en celo, peleas para conseguir montar a una hembra, etc.

Todos esos comportamientos se pueden controlar con la castración. Además, como la testosterona está implicada en ciertos tipos de comportamiento agresivo, también ayuda a su control. Junto a esto tenemos que la castración es el tratamiento de ciertas enfermedades como son procesos inflamatorios (orquitis), neoplásicos (tumores testiculares) o que afectan a otros órganos influenciados por los andrógenos ( caso de la hiperplasia prostática benigna o de la hernia perianal).

La castración es una cirugía relativamente sencilla y segura siempre que se realice en las condiciones y con los medios adecuados. Es lo que se considera una cirugía ambulatoria pues el paciente, perro o gato, se intervienen y pueden regresar a casa en unas pocas horas. Consiste en la extirpación de los testículos conservando normalmente el saco escrotal (bolsa testicular). Se incide la piel y túnicas envolventes del testículo, se liga el cordón espermático ( Conducto deferente y vasos sanguíneos) y se cierran las túnicas y la piel.

Tras la operación se suelen recetar antibióticos y antiinflamatorios durante unos días y se le pone a nuestro perro o gato un collar isabelino, el cual se mantiene durante ocho días que es el tiempo requerido para quitar los puntos de la incisión si son de material no reabsorbible.

La tasa de hormonas masculinas en sangre irá disminuyendo y en un periodo de un mes ya serán visibles claramente sus efectos tanto a nivel comportamental como por los efectos que estaban provocando en otros órganos. En el caso de los tumores testiculares o procesos que afectaban exclusivamente al testículo, el problema quedará resuelto.

No debemos olvidar que la esterilización de los animales de compañía que no se dediquen a la reproducción tiene más ventajas que inconvenientes aunque debemos controlar sus efectos secundarios, pues también puede haberlos. Nos referimos a que nuestros perros y gatos pueden ser más propensos a ganar peso, aunque esto es más manifiesto en las hembras, y también puede incrementarse el riesgo a padecer cálculos urinarios ( caso de los gatos). Tanto un problema como el otro se pueden prevenir instaurando una dieta específica para animales esterilizados y llevando un control rutinario de su peso.

Manuel Olivares Martín  Clínica Veterinaria OLIVARES

 

 

Comments

  • short prom dresses

    diciembre 15, 2013

    Just want to say your article is as amazing. The clearness in your post is simply excellent and i could assume you are an expert on this subject. Well with your permission let me to grab your RSS feed to keep updated with forthcoming post. Thanks a million and please carry on the enjoyable work.

  • jose

    octubre 22, 2015

    hola

  • Alba

    febrero 10, 2017

    Hola, queria saber que precio tiene castrar a un gato macho de unos 9 meses

Post a Comment

Consecte libero id faucibus nisl tincidu. Magna etiam tempor orci lobor faculs lorem ipsum.

Instagram feed