Los perros en la playa.

Los perros en la playa.

Los perros en la playa.

Los perros en la playa. En estos calurosos días estivales tenemos que disfrutar con nuestros perros, también en la playa, pero tomando una serie de precauciones.

Los perros en la playa. Ya sabemos que aún hay pocas playas donde permitan el acceso de perros en esta época del año pero, gracias a Dios, esto va cambiando y los responsables van atendiendo esta creciente demanda de los amantes de los animales y así va creciendo el número de playas donde se permite su entrada. Parece que este año ha surgido algún problema con las playas destinadas al baño con perros pero esperemos que se solucione lo más pronto posible.

Una vez que llegamos con nuestros fieles amigos a nuestro destino playero, primero debemos tomar la misma precaución que con nosotros mismos. Si nuestro perro tiene el manto claro y, sobre todo, zonas despigmentadas y con poco pelo, debemos aplicarle protección solar (ya existen desde hace un tiempo cremas protectoras específicas para nuestros perros pero, si no las conseguimos, podemos aplicarles de las que usamos nosotros). Ya hemos hablado de esto en otro artículo  y quiero recordaros que los perros también padecen lesiones por las radiaciones solares y pueden sufrir CÁNCER DE PIEL. Se debe evitar la exposición al sol en las horas centrales del día y debemos tener un sitio en la sombrilla para que nuestro perro se cobije.

Por otro lado todos sabemos que la arena quema, y mucho. También lo hemos comentado en artículos anteriores. Los perros no son inmunes  al calor del suelo y pueden sufrir quemaduras en la zona de las almohadillas y zonas interdigitales que pueden ser muy dolorosas y originar una pododermatitis. Tampoco debemos olvidar que aún queda mucha gente incivilizada que arroja latas,  cristales y otros objetos cortantes en la arena y nuestros perros pueden lesionarse. Debemos por ello evitar que nuestros perros correteen por zonas sospechosas y evitar darles paseos por la arena en las horas de más calor. Si vamos a pasear con ellos, que sea por la orilla del mar.

Hay perros, sobre todo si son cachorros, a los que les atrae la arena y en un descuido pueden ingerir grandes cantidades, lo que origina cuadros digestivos que pueden requerir la atención veterinaria. Hemos tenido casos de perros con todo el tubo digestivo repleto de arena ( hablamos de más de kilo y medio). Al igual que arena, también pueden ingerir otros cuerpos extraños, que por desgracia también abundan en muchas de nuestras playas y es por ello que debemos tener cuidado con el sitio que elegimos para poner la sombrilla.

Si a nuestro perro le gusta el mar para bañarse, ¡adelante!, pero con precaución. Las banderas de peligro son para todos, incluidos nuestros perros. Debemos tener a nuestro perro siempre vigilado. Las medusas también pueden picar a nuestros perros. Las zonas cubiertas de pelo están más protegidas pero hay otras donde el pelo es menos abundante. Hay medusas cuya picadura es muy grave tanto para nosotros como para nuestros perros y esto no debemos olvidarlo tampoco. En caso de picadura de medusa debemos lavarle con abundante agua de mar, sin frotar y ponernos en contacto con un veterinario de la zona para ver si nuestro perro requiere algún tratamiento más.

Tras un buen baño en agua de mar es importante el enjuagar a nuestro perro con agua dulce antes de abandonar la playa o ya en casa.

Por último, y también hemos hablado de ello, recordad que hay playas donde hace mucho calor y la humedad es muy alta. No olvidemos nunca el temido GOLPE DE CALOR, del que hablamos en los artículos anteriores, y que puede afectarnos a nosotros y también a nuestros perros. Recordad que las razas braquicéfalas (Bulldog inglés, Bulldog francés, Carlino, etc.) están más expuestas a este riesgo por lo que debemos protegerlas más. Deben tener sombra, no debemos obligarlos a hacer ejercicio en horas centrales del día, debemos aportarles agua fresca para beber en abundancia y remojarlos tanto en el mar como echándoles agua por encima frecuentemente.

Las vacaciones están para disfrutarlas y si es con nuestros mejores amigos, más aún. Seguid estos consejos y no tiene por qué haber ningún problema para pasar unos maravillosos días de descanso con nuestros fieles compañeros.

Por último, recordaros que, desgraciadamente, solo se admiten perros en muy pocas playas. Sería interesante que supiérais donde existen antes de empezar el viaje. Actualmente está prohibida la entrada de perros en la mayoría de playas y las sanciones económicas pueden ser bastante elevadas. Ya sé que es injusto pues, muchas veces, el comportamiento de los animales de dos patas es mucho menos civilizado que el de los que tienen cuatro. Menos mal que parece que la cuestión parece que va cambiando y seguro que cada vez tendremos más zonas para disfrutar con nuestros compañeros, también durante las vacaciones.

Más información sobre el tema

Como siempre, recordaros que en la Clínica Veterinaria OLIVARES (Granada) ponemos a disposición el Servicio de Urgencias 24 horas, así como el teléfono de consulta que aparece en nuestra página (tuveterinario.info), también operativo las 24 horas para poder atender todas vuestras dudas sobre este o cualquier otro tema relacionado con la salud y cuidados de vuestros animales.

Manuel Olivares Martín, veterinario de la Clínica Veterinaria OLIVARES (Granada) y de tuveterinario.info

 

Post a Comment

Consecte libero id faucibus nisl tincidu. Magna etiam tempor orci lobor faculs lorem ipsum.

Instagram feed